5 técnicas para cuidar su reputación en el trabajo

Arruinar la reputación en el trabajo puede ser tan sencillo como jugar a ser la celebridad, esconder los errores, pasar por ser el sábelo-todo. Aquí entrego cinco metáforas que expresan las técnicas que pueden ayudarle a cuidar su buen nombre en el empleo.

Más águila que pavo real.

Sin duda alguna, en el ambiente de trabajo se valora más a quien pone sus habilidades y competencias al servicio del equipo. Por el contrario, quien usa sus talentos para ganar los elogios de los compañeros y jefes terminará por ganarse el título de “pavo real”. Evite ser el centro de todo reconocimiento. Y si es el caso en que recibe un premio, sepa dar un lugar especial a los demás miembros de su equipo de trabajo y ponga en evidencia el aporte de cada uno al logro de los objetivos comunes.

Nunca esconder la suciedad debajo de la alfombra.

O dicho en un refrán francés: “une faute avouée est à moitié pardonnée” (Una falta reconocida ya está a medio camino de ser perdonada). El reconocimiento de los propios errores facilita la corrección e impulsa la mejora. Quien esconde sus propios errores en el trabajo deteriora la confianza que se requiere para trabajar en equipo.

Jamás es mejor solo que bien acompañado.

Cada miembro de la organización hacen parte de la cadena del trabajo. El refrán señala que “una cadena es tan fuerte como el más débil de sus eslabones” . Si usted es de los que “juega solo” o piensa que los logros son mérito de una trabajo individual, está equivocado y está llevando su vida profesional al fracaso. Sepa destacar los beneficios del trabajo en grupo y valore los aportes de todos los miembros de la organización, incluso de los proveedores.

Musée des Beaux Arts de Montréal

El tiempo es un recurso compartido.

La puntualidad en la llegada a las reuniones y la entrega oportuna de sus responsabilidades no es un mero acto de cortesía y buenas formas. Es una señal inequívoca de pertenencia, compromiso y respeto. La impuntualidad recurrente e injustificada termina por enviar un mensaje de incompetencia. El equipo sabrá que usted no administra correctamente su tiempo y que, por tanto, no pueden contar con usted.

Llegue puntual a todas sus citas, utilice las agendas electrónicas y determine alertas visuales y sonoras que le permitan llegar a tiempo a todos los encuentros y cumplir con todas sus responsabilidades.

Palabras necias, oídos sordos.

Existen trabajadores quejumbrosos que aprovechan los errores de los jefes o compañeros, las condiciones del clima, la situación del país, la naturaleza del negocio o el soporte tecnológico para elaborar los más ácidos comentarios. En todo tiempo se les escucha vociferar en contra de algo o de alguien. La queja incorrectamente dirigida, conlleva el enrarecimiento del ambiente de trabajo. Las personas tratamos de protegernos de esas fuentes de malestar. No será raro encontrar a los quejumbrosos cada vez más solitarios y aislados.

Sea promotor de bienestar. Sepa balancear las críticas al reconocer los aspectos favorables de la realidad junto con aquellos que merecen ser destacados por ser negativos. Siempre proponga alternativas que ayuden a mejorar aquello que puede entorpecer la vida laboral.

Deja tus COMENTARIOS y dale click en SEGUIR para estar al tanto de nuestras publicaciones semanales.

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.